martes, 20 de mayo de 2008

Vuelva usted mañana

¡Desde luego! Éstos de la Universidad italiana no se enteran de nada.



Tantas prisas con los papeles y ahora resulta que pusieron las fechas mal y no sirven. ¡Menos mal que estoy yo para resolverlo todo...! El día que mi jefe me dio el contrato de Valentina me puse tan contenta, que, cansada de tanto papel y creyendo que era una fotocopia más, lo hice pedazos y lo tiré a la basura.

Cuando Valentina me pidió el contrato original para mandarlo a Italia por correo, no supe de qué me estaba hablando. Así que la mandé al abogado del colegio y le hizo un precioso certificado. ¡Y además de precioso era muy original! Para que vean los italianos que aquí en Canarias nos esmeramos. Ellos nos piden uno original y nosotros le mandamos uno precioso. Se me hace la boca agua de solo pensarlo...

Lo que no entiendo es por qué no les sirvió. ¡Si el que tiene boca se equivoca! Y ellos también tienen boca... Pero claro, como Italia es la cuna del arte, a lo mejor es que nos faltó adjuntar un autorretrato, o un bodegón... No sé...

Lo cierto es que nos mandaron un correo diciendo que todo estaba mal. El contrato de ellos y el nuestro. Y que si no se arreglaba pronto, Valentina se iba a quedar sin beca. ¡Pero a mí no me engañan! ¡Lo que quieren es quitarme a Valentina! ¡Las cosas no se hacen así, hombre! Seguro que los papeles de la Lewinsky no estaban del todo en regla. Y sin embargo nadie abrió la boca. Bueno, ella sí. Y encima, se equivocó...

En fin, que gracias a mí, pudimos arreglar hoy los papeles. Eso creo... De no haber roto el contrato ¡a ver cómo le explico yo a mi jefe que los italianos se habían equivocado! Subí las escaleras del despacho sintiéndome Mafalda ante un plato de sopa. Pero total, después de haberle hecho firmar tropecientos papeles, ¡tres más, qué más da...!

Le expliqué, cariacontecida, que los italianos habían cometido un error con las fechas, que teníamos que arreglarlo nosotros y que además, en un ataque de júbilo, yo había hecho trizas el contrato original para mayor escarnio de las huestes.
- Que si no te importa repetirlo. - Terminé.

Mi jefe es de pocas palabras. Pero de firma rápida. Lo que hace la experiencia... Y teniendo en cuenta que a las tres de la tarde de hoy Valentina y yo no teníamos nada, ahora puedo decir con orgullo que he logrado arreglar tan penosa situación. Tengo a los italianos en mis manos. Los dos contratos están en mi poder. Y ellos sólo tienen que aceptarlos...

Pero esta vez voy a pintar, al lado de la firma, una escena campestre. ¡Se van a quedar contentísimos! Menos mal que a Valentina le toqué yo de tutora...

28 comentarios:

by Alex dijo...

Zaffe...¿sigue la italiana por ahí?
Ya te dije, que si ves que se pone dificil la situación, me la mandas pa mi casa, ya le doy yo de comer..... y algo de trabajo....jajaja
Puedes enseñarle las fotos de Asturias, para ver si le gusta y se quiere venir...aunque pensandolo bien....podeis venir las dos...la sidra corre por mi cuenta....traete el mojo picon y las papas arrugas....la italiana que traiga una mortadela...menuda fiestuqui podemos hacer....jajajaja
Besos salados.

acoolgirl dijo...

Aysss... si es que estos italianos... se vuelven demasiado exigentes!!! Por unos papeluchos... Jajajaja!!!

Me alegro muchísimo de que todo se haya arreglado y que Valentina pueda estar contigo y disfrutar!!

Un besitooo

Maktub dijo...

Yo es que con los italianos no he tenido muy buenas experiencias que digamos...

Así que paso palabra :)

Beso!!

Necio Hutopo dijo...

Pues mal te veo, porque lo que te van a pedir va a ser una reproducción a tamaño natural de La Piedad

susana dijo...

Me alegro de que hayas podido arreglarlo. Yo, que soy una despistada, te comprendo perfectamente. Un beso.

Nais dijo...

jajajajaja, estos te quieren quitar a Valentina jajajajaja. Menos mal que tu sabes como defenderla sino.
jajajajaja, me encantaria ver ese dibujo campestre que les vas ha hacer.
Un beso.

aunqueyonoescriba dijo...

bueno tanto deferde a Valentina... debe ser que te los pasas estupendamente con ella!!

Zafferano dijo...

Alex: Que la sidra corre por tu sangre? Pero a qué hora llegaste a casa...! Sí, te vendría bien un bocadillo de mortadela, o una siestuqui, como tú dices...

Acoolgirl: Mmm! No cantemos victoria. Los papeluchos no se han mandado a Italia todavía...

Maktub: Pero es que no sé por qué letra va el rosco...!

Necio: Piedad les pido yo a ellos. A ver si me dejan en paz de una vez...!

Susana: Menos mal que existe gente como yo... No sabes la cara que puse cuando me di cuenta de lo que había hecho. Ni te cuento la cara de Valentina. Y la del jefe, menos...

Nais: Estoy practicando uno con ceras blandas. Va a ser todo un éxito!

Aunqueyonoescriba: Ay Aunque... al ser su tutora me he comprometido (involuntariamente)a toda una serie de cosas, de todas formas, es una niña que está sola en un país extranjero, si a mi hija le pasara algo parecido me gustaría que la ayudaran. Mi responsabilidad es académica, pero el lado humano me parece mucho más importante.

Un beso enorme a todos y muchas gracias por la visita!

Hannah dijo...

¡Qué bueno que has podido arreglerlo todo al fin! Lo celebro y a ver si así puedes tomarte un merecido descanso.
Un beso
Hannah

La chica de ayer dijo...

Estas cosas pasan... bien estás lo que bien acaba: ENHORABUENA!

celebrador dijo...

Buuuffff

No sé, no sé..., atendiendo a sus jefaturas

Lagarto-lagarto

Tanhäuser dijo...

No soporto la burocracia. Llevo dos meses peleando contra ella y creo que estoy a punto de sucumbir.
Menos mal que eres la number one y todo se arregló ¿no?
Besos canarios

LA CASA ENCENDIDA dijo...

...Y ES QUE LOS PAPELES SON CAPACES DE PONER MAL A CUALQUIERA. ¡LOS ODIO CON TODAS MIS FUERZAS Y ME COMEN POR TODOS LADOS! EL DIA MENOS PENSADO EN VER DE GUARDARLOS LOS HAGO TRIZAS... si no fuera por los necesarios que son... y los calentamientos de cabeza que ocasionan cuando no están a punto!
Espero que a los italianos les parezca ya todo bien y valentina y tú os quedeis ya relajadas.
Besicos

alvear07 dijo...

jeje a ver si van a extraer tu pintura campestre y lo van a poner en un museo! que estos italianos se la saben todas! jeje

Un beso!

Marguerite dijo...

Y quien le manda a usté tratar con italianos.. (o a los italianos con usté...)


Mil besos

Marga dijo...

Los papeles también pueden llevarte al desespero... hoy hablo yo de las mujeres desesperadas, precisamente.

Me quedo con los italianos. A alguna que otra de sus compatriotas femeninas prefiero no recordarlas (malas experiencias...)

Sin embargo, la Carrá me cae bien... mira tú.

Un beso, muyaya...

(Explota, explota, m'explot...)

mariapahn dijo...

Pues si Zafe amiga, menos mal que a Valentina le tocaste tú, en vista de lo visto y como está el gremio de crispado, otra maestrilla la habría mandado de vuelta a la Toscana de una patada en el pompis jejeje... De todos modos lo del cuadro adjunto me parece buena idea, lo mismo cuando te lo devuelvan lo hacen con una receta secreta de pasta a lo italianini...jejeje...y luego me la pasas ok?
Muchos besos lindura, eres de lo mejorcito de la blogosfera

Nanny Ogg dijo...

Eso, eso, menos mal que Valentina te tiene a ti por tutora... eeehmmm... eso es bueno ¿verdad? :D

Besos

P.S.: Tu blog no me odia, llevo un par de días intentando comentar y no me dejaba :P

JOHNNY INGLE dijo...

Muy mal eso de hacer trizas el contrato creyendo que era una fotocopia más. Porque para reciclarlo bien, el papel debe ir entero a la papelera. Y es que a la gente le da mucho placer eso de rajar (con las manos y con la lengua). A otros les da por hacer bolas con los papeles y tirarlas bajo la mesa (porque es lo que han visto hacer a los escritores malditos en las películas). Pero hay que reprogramase: un papel para la papelera debe ir soltero y entero. Te dirán que quitarle la grapa, pero bah, ¡la grapa que se la quite el imán de la máquina recicladora!

Supongo que Leswinski se equivocó al abrir la boca porque ella esperaba un buen perro caliente y lo que encontró fue un mini-perrito (que encima manchaba los vestidos)

¡Qué fiasco!

kotinussa dijo...

Bueno, ya sé lo que nunca debería poner en tus manos. Un contrato, por ejemplo. Menos mal que he descubierto que no eres perfecta, hija, ¡qué complejo!

Besos.

Lidia M. Domes dijo...

Esperemos que comprendan su error!!!

Y que acepten lo nuevo!!!

Sabes que mi abuelo vino de Italia (a la Argentina) a los 8 años? por algo habrá sido...

Besos!!!!

Lidia

mahiakeff dijo...

Sugiero pintar mas bien lago así como las excenas en mosaico de algunas casas livianas de Herculano. Digo, italianos, quizás así se entusiasmen más, se tocan más fibras ¿no?.
Suerte.

M.

Ático dijo...

Encantador, el relato. Como siempre.

Silvia dijo...

Hola Zafferano!!! Que alegría me da entrar a tu lugar !!
Cuantas cosas te pasan siempre!!!
Menos mal que siempre sales airosa, digamos bien, suerte que se solucionó todo.
Cuentas todo con una gracia, que siempre me parece que voy contigo haciendo las cosas....
Ahora solo te queda disfrutar con Valentina.
Y...arriba ese ánimo,ponte fuerte, y tambien si quieres puedes decir ..En tus manos me pongo señor!!! y todo te va a resultar más fácil::::

Un enorme abrazo cariñoso!!! Silvia

Marga dijo...

Te dejo (os dejo) mi nueva dirección.

¡Me he mudado de casa virtual!

Un saludo.

tnf25 dijo...

bueno Valentina si que va teneindo toda una historia por contar

Instigador dijo...

Zafferano, guapa. Deberías haber usado el método tradicional de la familia. Les manda un correito y les pones: Quiero todo solucionado en cinco minutos. Firmado Zafferano Corleone. Arreglao total, sin firmas ni chapuzas.

Besos

Señor Oscuro dijo...

Efectivamente, menos mal que le tocó a ti te tutora, que otro se hubiera desentendido del tema sin más.

Besotes!!!